Erase una vez…la ceremonia

Buenos días chic@s,
Como cada viernes os traigo otro post de mi boda. El día de hoy va a ir dedicado a la ceremonia, algo que nunca olvidaré por su simbolismo, porque fue la declaración de nuestro amor frente a todos nuestros amigos y familiares.
Desde que nos pusimos a organizar nuestra boda decidimos que queríamos una ceremonia civil en unos preciosos jardines, la Finca Villa Bienvenida se ajustaba a la perfección de lo que estábamos buscando. Días antes nos reunimos con Eva, organizadora de la finca, para decidir todos los detalles. Pusimos sillas tiffany trasparentes, alfombra blanca, taburetes blancos, atril para el maestro de ceremonias y un precioso arco decorado con hojas verdes y tela de encaje, donde destacaba una frase que no olvidaremos nunca “el camino es más divertido si lo recorremos juntos”.
La cermonia fue oficiada por Miguel Ángel Fernández, un maestro que recomiendo al 100%. Desde que nos reunimos con él para hablar sobre el tipo de ceremonia  queríamos, supe que había captado a la perfección mi idea y así fue.
Estuvo llena de momentos emotivos, pero también graciosos con las lecturas de nuestro amigo David y cuñado Vicente,  siempre nos vamos a acordar de su lista de la compra. Gracias a mi hermana Miriam y a mi amiga Diana porque formaron parte de un momento muy especial con sus lecturas, os quiero mucho.
Tuvimos la suerte de poder disfrutar de dos tenores que nos cantaron la canción de Il Divo, regalo de la madrida, momento en el que  a todos se nos pusieron los pelos de punta. Y que deciros, yo iba emocionada desde que salí del brazo de mi padre y más de una lágrima se me calló. Pero no fueron lagrimas de tristeza, sino de emoción, de un sentimiento que en ese momento estaba compartiendo con todos.
Cada momento fue único y le doy las gracias a todos los que decidieron compartirlo con nosotros.

Ser felices!!

Fotografía: FotografiArt Studio

Deja un comentario